top of page

Plan Nacional de Inspección del transporte por carretera para 2023



La Subdirectora General de Inspección de Transporte Terreste del Ministerio de Transportes, ha presentado a las asociaciones nacionales de transportistas el Plan Nacional de Inspección del sector del transporte por carretera para el año 2023.


Se prioriza para el próximo año las novedades legislativas aprobadas en los últimos meses, como la lucha contra la morosidad, el cumplimiento de la prohibición de carga y descarga y las empresas buzón deslocalizadas que operan en España, además de los otros ámbitos que ya viene inspeccionandose.


La lucha contra la morosidad en el ámbito del transporte de mercancías por carretera constituye una de las prioridades de la Inspección de Transportes. Su control será uno de los objetivos tras la introducción de nuevos tipos infractores por la normativa aprobada, la ley 13/2021.


El precio convenido del transporte, así como el importe de los gastos relacionados, será objeto también de control prioritario a lo largo del año 2023. Será necesario controlar, por los servicios de inspección, el contenido de las cartas de porte y la emisión de las mismas, así como aquellos otros documentos contractuales en los que venga reflejado. Se iniciarán las inspecciones a través de las empresas cargadoras y operadores de transportes, estableciendo el seguimiento de la cadena de empresas implicadas hasta llegar al porteador efectivo de los servicios contratados.


En cuanto al control de la carga y descarga, requerirá el control presencial por parte de los Inspectores de Transportes con la finalidad de proceder al control de la participación de los conductores en las tareas señaladas.


Asimismo se continuará el control de la deslocalización de las grandes empresas hacia países de la UE con menos costes de explotación de la actividad, que claramente genera una situación de competencia desleal.


A la hora de programar los controles, con el fin de ser más efectivos, se realizarán en aquellos puntos donde se pueda detectar un mayor volumen de actividad de transportes como puede ser los puertos, polígonos industriales, grandes cargadoras, centros logísticos, estaciones de autobuses, etc. atendiendo a la finalidad de cada inspección que se realice. Será prioritaria la realización de los controles en las grandes empresas cargadoras y centros logísticos a lo largo del año 2023 cuando los controles se lleven a cabo por los miembros de la Inspección de Transportes.


También se levará a cabo un año más el control anual de los tiempos de conducción y descanso en los casi 500.000 vehículos de transporte que en la actualidad están obligados a llevar tacógrafo en España.


Según las Directivas europeas que imponen a los Estados mienbros controlar al menos el 3% de las jornadas de trabajo, las autoridades de inspección españolas deberán revisar en 2023 al menos 3.173.513 jornadas de trabajo de los conductores profesionales, de las que en torno a un 50% se controlarán en la sede de las empresas y el otro 50% en carretera.


Asimismo se continuará el control sobre las empresas que ofertan servicios de transporte on-line, en especial en lo referido a plataformas de paquetería que, en vehículos diversos, intermedian habitualmente sin estar autorizadas, así como el control de las cooperativas de trabajo asociado que actúen irregularmente en el ámbito tributario (módulos) y en el ámbito laboral, en coordinación en ambos casos con la Inspección de Trabajo y con la Agencia Tributaria.



Comentarios


Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square
bottom of page